¿Por qué tu gato debería tener una dieta equilibrada para mantener una buena salúd?

Los gatos saben muy bien cómo ganarse el cariño de la familia y, seguramente, al tuyo lo tienes muy consentido.

Pero más allá de acicalarlo y darle lo necesario para que se sienta a gusto con su instinto felino, el control con un buen veterinario resulta esencial. 

Será este profesional quien te indique cómo velar por la nutrición y alimentación balanceada de tu gato, ya que ésta es parte de su compromiso con el bienestar de esa mascota que llena de alegría tu hogar.

En cuanto a las proporciones ideales de nutrientes, la alimentación del gato requiere proteínas suficientes, pero no excesivas, así como un balance adecuado de grasas y carbohidratos.

Igualmente, la hidratación resulta fundamental, por lo cual la ingesta de alimento concentrado seco puede alternarse con alimento húmedo que suele venir enlatado, ya que este último aporta líquido a la dieta. 

Signos de buena salud 

Entre las señales de que tu animal está sano destacan las siguientes:

  • Es un felino enérgico.
  • Tiene un peso adecuado para su edad y estatura.
  • El pelaje es brillante.
  • Las mucosas tienen color rosado.
  • Las encías muestran buen color.

Puedes aprovechar los momentos de juego para revisar cada uno de esos detalles sin que tu mascota se sienta molesto por tu intromisión. 

Señales de mala nutrición

Si aprecias que tu gato presenta síntomas como piel seca y escamosa, es una señal de alerta que amerita una visita sin demora al veterinario. Igualmente debes vigilar su conducta para detectar si hay señales de fatiga o decaimiento, o si muestra indiferencia ante estímulos que antes lo motivaban.

La pérdida de peso es otro indicador de que probablemente no estás dando una dieta adecuada al gato o que, por algún motivo que desconoces, las cosas no marchan tan bien con la nutrición del gato de la familia. 

Soluciones 

Seguramente el especialista le prescribirá a tu mascota no solo una alimentación balanceada, sino también un suplemento nutricional que le devuelva la vitalidad perdida y que, al aumentar la formación de proteínas, armonice el desarrollo del animal.

Igualmente, incrementar la respuesta inmune ante las enfermedades es un objetivo deseable, así como la mejoría del estado general de la piel y la desaparición progresiva de la descamación y las lesiones.

El veterinario puede recomendarte Lindopel® Gatosindicado para usar en dietas bajas en ácidos grasos no saturados, o cuando el animal presenta carencias de las vitaminas y minerales presentes en su fórmula.

Tu gato no tendrá problemas para consumir el producto ya que tiene un agradable sabor y puedes mezclarlo con su alimento regular o dárselo directamente en la boca con una jeringa. Lo ideal es que el tratamiento se realice por un mínimo de tres meses, con lo cual desaparecerá la piel seca, la descamación y el pelo quebradizo y opaco.