¿Qué es un reconstituyente para el ganado y cuál es el mejor del mercado?

Cuando eres un criador de ganado vacuno necesitas garantizar un óptimo estado de salud de tus reses a fin de que la productividad no se vea afectada.

Proveer los nutrientes que requieren, va mucho más allá de alimentarlas con un buen pasto.

Una consulta con el veterinario te permitirá determinar cuáles suplementos y reconstituyentes puedes suministrarle al ganado a fin de que se repongan de cualquier enfermedad o que superen cualquier carencia alimenticia que los haya afectado. 

Ganado delgado 

Cuando las reses han sufrido anemia, por ejemplo, pierden mucho peso inducido por anorexia, deshidratación y mayor gasto metabólico y en general estrés. En esos casos, el reconstituyente ayuda a reconstruir esos tejidos y también incrementa los niveles de los glóbulos rojos en virtud de que aporta proteínas y vitaminas que permiten que el ganado delgado recupere peso.  

Riesgos para el desarrollo 

Cuando el verano seca los pastizales, el ganado deja de alimentarse de forma adecuada. Si almacenas pasto, este preserva cierta parte de los nutrientes, pero no es atractivo para las reses y éstas empiezan a comer menos. Esta situación afecta tanto su desarrollo productivo como sus posibilidades de reproducción.

Por otra parte durante los fuertes inviernos, es época también de alto estrés para los animales debido al barro, el frío, alta humedad y en general a la gran cantidad de agua en los potreros por lo que se limitan los sitios secos para echarse tranquilamente para descansar o rumiar por lo que habrá un alto gasto de energía al estar de pie o caminando.

Los requerimientos de vitaminas los determinará el especialista según el tamaño del animal, y su nivel de producción, y al gasto energético. 

La falta de vitaminas se nota  

Presta atención a los siguientes signos y descubre si tus reses tienen problemas de nutrición:

  • Pelaje áspero y sin brillo.
  • Rigidez en los miembros y cojera.
  • Pérdida del apetito.
  • Niveles reproductivos bajos.
  • Poca ganancia de peso.
  • Desbalance energético. 

Controlar las pérdidas 

Tener una finca ganadera es un buen negocio cuando llevas control de todas las variables. Por ende, si tu ganado se ve afectado por un déficit de vitaminas confrontarás dificultades para mantener altos márgenes de productividad, tanto para el negocio de venta de leche como el de carne y la obtención de crías.

Aportar vitaminas del complejo B, prescritas por el veterinario de confianza en las dosis adecuadas, contribuye a mejorar el estado general de las reses. 

Aumentar la productividad 

Aparte de disminuir las pérdidas, todo ganadero desea incrementar la productividad, consulta a tu veterinario de confianza acerca de los beneficios del reconstituyente más concentrado del mercado, con la más alta cantidad de Cianocobalamina (Vitamina B12), único con Lidocaína, que no solo disminuye el estrés ocasionado por la aplicación de este tipo de complejos, sino que, maximiza la absorción desde el sitio de la inyección; es por ello que el mejor reconstituyente es RICO® 12 INYECTABLE,  eleva la productividad de su empresa ganadera mejorando conversión alimenticia.